La Unión Tranviaria Automotor (UTA) se declaró en “estado de alerta” y comunicó un nuevo paro este lunes, en el interior del país. La decisión se debe al incumplimiento del pago de los aumentos establecidos, que debían haber cobrado los choferes en tiempo y forma. En Ceres se verían resentidas las empresas que prestan servicios de media y larga distancia entre las 22 hs y las 6 de la mañana del martes.

La medida de fuerza será desde las 22 del lunes hasta las 6 de la mañana del martes. Esto comprenderá a los servicios de larga distancia y manifiesta la falta de pago del incremento del 5,7 por ciento da las paritarias que se firmaron en febrero y en julio de este año.

La UTA notificó a sus afiliados que ante “el incumplimiento del pago del aumento previsto para el mes en curso, se decreta el estado de alerta y se comenzará a realizar medidas progresivas de acción directa”.

Compartir