Queremos en primer término, decir PERDÓN, siempre en el hecho de hacer, está la posibilidad de equivocarse.
Nuestro repudio, también es interno, somos convencidos que la sociedad no debía pasar por esta situación que a todos nos duele.
Un error involuntario, un descuido, que sin dudas no debe volver a suceder. La puesta en valor de nuestra plazoleta de las Américas y la realización del acto de la independencia, estaban lejos de tener el objetivo de este error, repetimos, producto de un descuido.
Pedimos perdón a nuestros hermanos héroes de Malvinas, los reconocemos, los queremos y respetamos. Lamentamos muchísimo esta situación, que seguramente los llevo a recordar aquellos oscuros años, cuándo el pueblo Argentino nos los reconocía como debían y como lo hacemos hoy.
Somos fieles defensores de nuestra patria, tratamos siempre de reivindicar aquella gesta de Malvinas, con el valor y honor en la que defendieron nuestra bandera.
Ni bien advertimos la situación, la bandera en cuestión fue quitada, pero el error ya estaba, y nos hacemos cargo, como manifestamos anteriormente, fue sin ninguna mala intención.
Nuevamente, PERDÓN, un error que no debe pasar por alto y por el cual se tomarán las medidas correspondientes.

LEER TAMBIÉN:  La gobernación de Tierra del Fuego envió a Ceres la bandera de esa provincia que flamea en Malvinas
Compartir